(NAPSM)—Cada año en los Estados Unidos, casi 30.000 personas reciben un trasplante de órganos que les salva la vida. Otros miles de personas reciben el regalo de vista y salud a través de donantes de córneas y tejidos.

Amalia es una de las afortunadas. Ella recibió un trasplante de corazón cuando tenía cincuenta y pico de años. Si no hubiese sido por el acto generoso de un donante, Amalia se hubiese perdido de ver crecer a su familia. Y su familia está agradecida de tener a su esposa, madre, y abuela nuevamente con salud.

Aproximadamente una de cada siete personas que reciben un trasplante de órgano es hispana, de acuerdo con la Administración de Recursos y Servicios de Salud del Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU.

Pero muchas personas todavía están a la espera del regalo de vida. Si no se ha inscrito como donante de órganos, córneas, y tejidos, debe conocer los siguientes hechos sobre la donación:

1. Actualmente, hay más de 120.000 personas en la lista de espera nacional de trasplantes. Aproximadamente una de cada cinco es hispana.

2. Aproximadamente 1.800 niños reciben trasplantes cada año. Carlee, una joven adolescente de Texas, recibió dos trasplantes de corazón; uno al año y medio y otro a los 13 años. Hoy, Carlee es una niña hermosa y saludable, y su padre Lupe y su madre Ruby estarán eternamente agradecidos por los dos regalos de vida que recibió Carlee.

3. Las personas mayores de 50 años son el grupo de edad más grande de personas a la espera de trasplantes. Representan seis de cada diez personas en la lista.

4. Las personas mayores de 50 años pueden ser donantes de órganos también. Aproximadamente uno de cada tres donantes es mayor de 50 años.

5. Todas las edades son adecuadas para inscribirse. El donante de órganos de mayor edad tenía 92 años.

6. No debe tener una salud perfecta para inscribirse. Al momento de su fallecimiento, los médicos determinarán si puede donar.

7. Un donante de órganos puede salvar hasta ocho vidas. Corazón, hígado, riñones, páncreas, pulmones, e intestino delgado pueden ser trasplantados.

8. La mayoría de las religiones de los EE. UU. apoyan el hecho de compartir el regalo de vida como acto de caridad y amor.

Si usted o alguna persona que conoce desea inscribirse como donante de órganos, no tiene que firmar una tarjeta de donante ni ir al departamento de vehículos de motor. Cada vez más y más personas se están inscribiendo en línea. Asegúrese de hablar con su familia sobre sus deseos.

Usted puede ayudar a personas como Amalia y Carlee. Conozca más y busque el registro de su estado en donaciondeorganos.gov—un sitio web informativo del Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU.

On the Net:North American Precis Syndicate, Inc.(NAPSI)